Síguenos

“Los médicos deberíamos prescribir voluntariado como receta para mejorar la salud, la felicidad, la resiliencia y la longevidad”, sostiene Stephen Post, profesor del Departamento de Bioética de Familia, Población y Medicina Preventiva en la Universidad de Stony Brooks (Nueva York), que ha explicado a CuidatePlus las recompensas de salud que obtienen los voluntarios. “Las personas que se implican en voluntariado tienen menos problemas de sueño y de ansiedad, menos sensación de desamparo y de desesperanza, mejores amistades y entramado social, incluso controlan mejor las enfermedades crónicas”, resume, arguyendo que los voluntarios enferman menos y viven más.

Este bioeticista publicó en 2017 una revisión en el American Journal of Health Promotion que recoge la evidencia científica sobre los beneficios para la salud que reporta ayudar a los demás y plantea la necesidad de recomendar actividades de voluntariado a todo el mundo, aunque “a niveles sostenibles para cada persona, siempre dentro de límites individuales de comodidad y conveniencia”.  Entre otros datos esgrime una encuesta realizada a 4.852 voluntarios en Estados Unidos, en la que el 96% de los participantes dicen sentirse más felices con sus actos solidarios. “Tenemos que tomar en serio una actividad que hace más feliz a la gente, frente a miles de personas infelices y depresivas”, propone este profesor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Donar confianza

Paola, Frank y Noha: tres hermanos, un único sueño.

Al iniciar la segunda edición de nuestro proyecto educativo «Hoy me visto con un libro» en Venezuela, nos encontramos con estos valientes niños. Además de enfrentar la desnutrición, se vieron obligados a abandonar la escuela debido a la difícil situación económica de su familia. Además, compartían una sola muda de ropa (un solo pantalón y una sola camisa para los tres). Esta situación nos conmovió profundamente.

Gracias a la generosidad de ángeles como tú, hemos podido brindarles una oportunidad para un futuro más esperanzador. Ahora, los tres hermanos son parte integral de nuestro programa educativo. Cada libro que leen no solo alimenta su mente, sino que también les permite ganar puntos que canjean por alimentos, ropa, juguetes e insumos educativos.

Nuestro objetivo es extender esta ayuda a muchos más niños, como Paola, Frank y Noha, para que también puedan forjar un futuro lleno de oportunidades.

Con tu apoyo constante, podremos expandir nuestros programas y llegar a más niños necesitados.

¿Qué más podemos hacer con tu contribución?